LA GENERACIÓN MILLENIAL EN LA EMPRESA FAMILIAR

La generación millennial en la empresa familiar es uno de las grandes incógnitas de la economía española.  Una generación que aporta una nueva visión y una nueva cultura que deben ser aprovechadas.

La empresa familiar es uno de los grandes motores de la economía española. En este punto, la generación millennial en la empresa familiar juega un papel fundamental. Pero, ¿qué aporta y cómo puede enriquecer?

Por regla general, el relevo de las empresas familiares a la segunda generación suele darse sin mayores complicaciones. Sin embargo, cuando el relevo ocurre en generaciones sucesivas puede haber lugar a discrepancias internas. Más familia, más opiniones.

Una posible solución o una medida de prevención reside en contar con la presencia de un agente neutral; una persona externa a la empresa capaz de establecer un protocolo familiar que asegure la sostenibilidad de la empresa.

 

LA APARICIÓN DE LA GENERACIÓN MILLENNIAL EN LA EMPRESA FAMILIAR

Este protocolo debe contemplar el rol de la generación millennial en la empresa familiar. Una generación que supone el 75% de la fuerza laboral a nivel mundial. Son, por tanto, el futuro de la empresa familiar.

Esta generación es hija de unos padres que vivieron la expansión de la sociedad del consumo y el desarrollo económico más grande de la historia. Quizás, como consecuencia de ello, es ésta una de las generaciones mejor preparadas de la historia, con más formación, mayor capacidad de aprendizaje y un mayor conocimiento de los mercados, a pesar de su juventud. Algo, que bien aprovechado posibilita la expansión y el crecimiento de la empresa familiar.

No obstante, tal y como indica el profesor Iñaki Ortega, director de Programas en Deusto Business School y profesor de Economía en la Universidad Internacional de La Rioja (UNIR), la generación millennial “es la inventora de la economía colaborativa, los protagonistas de las revoluciones que demandan democracia en medio mundo, los actores de la nueva innovación abierta en las empresas, los emprendedores que hacen que nuestra vida sea mejor y, por supuesto, los llamados a sacarnos de la crisis».

Para hacernos una idea de cómo es la generación Millennial, Roser Ferrer, economista en el Departamento de Macroeconomía del Área de Planificación Estratégica y Estudios de CaixaBank, ofrece en su artículo “Los Millennials, ¿quiénes son?”, algunos datos a tener en cuenta:

  • El 40% de los jóvenes entre 25 y 35 años tiene formación universitaria. Un dato muy alejado del 24% que tenían educación universitaria en la anterior generación, la denominada X.
  • Es la primera generación nativa digital. El 90% de la generación millennial con edades entre los 24 y los 34 años usan internet de forma diaria.
  • El 80% cuenta con un perfil en las redes sociales y el 60% realiza compras por internet de forma natural.
  • El haber madurado con la crisis económica como telón de fondo les ha dado “un conjunto de preferencias, actitudes y expectativas distintas a las de generaciones anteriores”.
  • Una de las preferencias de la generación millennial es la de la seguridad económica. Un rasgo que no entra en conflicto con su marcado carácter emprendedor.

Por tanto, entender cómo piensa, su cultura y qué puede aportar la generación millennial en la empresa familiar, es uno de los grandes desafíos de este modelo organizativo. Un desafío que, no obstante, puede reportar muchas ventajas.

 

VENTAJAS DE LA GENERACIÓN MILLENNIAL EN LA EMPRESA FAMILIAR

Para Juanjo Barceló, consultor de Desarrollo de Negocio experto en Empresa Familiar, “las características, la cultura y el ADN de la generación millennial pueden ser muy bien aprovechados por la empresa familiar como potenciadores de la misma”.

La primera característica que aportan los millennials a la empresa familiar es la MODERNIZACIÓN TECNOLÓGICA de la misma. Querrá informatizarla completamente, digitalizarla y aprovechar todas las herramientas disponibles en la actualidad.

Como NATIVOS DIGITALES están costumbrados al manejo de diferentes herramientas para posicionar a la empresa. Por eso, es clave conciliar este talante innovador con la experiencia acumulada por la generación anterior; una generación que muy probablemente no entenderá muy bien este nuevo escenario.

Por otra parte, los NIVELES DE FORMACIÓN SUPERIORES de la generación millennial pueden aportar mucho a la empresa familiar. Además, su carácter emprendedor puede ser positivo en áreas de I+D+i.

Un reciente estudio revela que la generación Millennial no creen en las jerarquías tradicionales lo que posibilita que su presencia en la empresa cambiará el modo de dirigirla, dando lugar a un LIDERAZGO MÁS PARTICIPATIVO Y FLEXIBLE, basado más en el mentoring. La tendencia será mejorar el clima laboral, lo que propiciará a su vez la captación de talento.

Por tanto, el papel de la generación millennial en la empresa familiar es clave para el crecimiento sostenible y sostenido de estas organizaciones. Un rol que debe incorporarse en la empresa de manera progresiva y garantizando la supervivencia de la misma, algo que debe estar contemplado en el protocolo familiar.

En Grupo Ifedes llevamos más de 25 años ayudando a las empresas familiares a desarrollar su negocio. Si quieres saber cómo llevarlo a cabo garantizando el crecimiento de tu empresa, nos ponemos en contacto contigo y te informamos sin ningún compromiso. ¿Nos tomamos un café?

Autor: Gonzalo de la Hoz

Consultor de Comunicación & Marketing Digital

 

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.Política de cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies

Suscríbete a nuestra Newsletter



¡Ya estas suscripto!